FANDOM


Megatherium2.jpg

Megatherium a escala.

Significa bestia gigante. Medía entre 6 y 7 metros de largo y 6 de alto con un peso de 6 toneladas. Este herbívoro vivió en las américas hace entre 3,4 millones y 8.000 años.

Características

El Megatherium, el perezoso terrestre gigante, se halló desde Argentina hasta Texas, poseía unas impresionantes dimensiones, de hasta 6 metros en los adultos. Su sólido esqueleto y su fuerte pelvis, excepcionalmente ancha, indican que un animal de movimientos lentos, podía erguirse sobre las patas traseras, en esa posición era más alto que un Tyrannosaurus y podía sentarse sobre los cuartos traseros mientras con las extremidades anteriores arrancaba hojas, pero su dieta no consistía sólo en eso, era omnívoro. De este animal, como del Nothrotheriops, también se han hallado esqueletos completos y restos momificados que aún conservan piel, carne y pelo adheridos a los huesos. El Megatherium fue uno de los primeros mamíferos prehistóricos descubiertos. Era el mayor perezoso de la historia. Este animal era totalmente terrestre, pues superaba en tamaño a un elefante, su pariente más cercano es el perezoso arborícola de tres dedos. Tenía la cola larga para ser un perezoso, y esta le ayudaba a ponerse en dos patas para alcanzar las hojas de las copas de los árboles. Caminaba de manera normal, al contrario que otros perezosos terrestres, que andaban con los nudillos. Y al parecer tenía la planta de los pies traseros apoyada de forma distinta, aparentementa caminaba "de lado", en esas patas tenía garras de hasta 10 cm. Cuando se apoyaba sobre su cola para coger las mejores hojas usaba sus patas delanteras, con garras de hasta 50 cm para arrancar las hojas, deshojando las ramas. El tamaño es la característica más notable de este enorme mamífero peludo, parecido a un oso. Se han descubierto muchos esqueletos enteros suyos, y los expertos tienen ya una idea clara de su forma y tamaño. El Megatherium desarrolló uno de los mayores tamaños alcanzados por los mamíferos terrestres. Desarrolló ese tamaño para evitar depredadores como el Kelenken, además también tenía placas óseas para hacerlo aún más invencible, hasta para los dientes de sable, aunque no era el único, pues animales como el Doedicurus desarrollaron grandes armaduras como los extintos ankilosaurios. Además tenía la ventaja de que al ser tan grande podía comer todas las plantas que encontrara. El megaterio caminaba de una manera muy extraña, con las patas delanteras andaba normal, pero con las traseras caminaba de lado, es decir, con el pie girado, eso no tiene ventajas, aunque podría ser para ayudarlo a ponerse a dos patas para comer de los árboles y también para ahuyentar a los depredadores. Era muy lento, como los elefantes actuales. Cuando un carnívoro se acercaba el Megatherium se erguía sobre sus cuartos traseros, esto solía funcionar con depredadores pequeños, pero si seguía insistiendo, el Megatherium podía atacar con sus garras, que fácilmente podían causar heridas mortales. Era principalmente herbívoro, como los elefantes, eso se ha comprobado por su parentesco con los perezosos actuales, todos herbívoros, y además por la forma de los dientes, aunque algunos de estos dientes no tienen la forma de los de un herbívoro, tenían la forma de los de un carnívoro, esto sugiere una dieta omnívora con preferencia por las plantas, pero para complementar su dieta necesitaba carne, y no podía cazarla, así que robaba las presas a otros animales, que contra él no podían hacer nada. Este animal tenía un buen sentido del olfato y del oído, vitales para defenderse de otros depredadores, pero como los perezosos actuales tenía muy mala vista. El megaterio vivía en en suramérica y el sur de norteamérica, en esas zonas principalmente había praderas con abundantes árboles, el territorio ideal para estos animales gigantescos, pero también vivía en la selva del amazonas, donde los árboles le dificultaban un poco los movimientos, pero aún así era un buen hábitat. El Megatherium era un animal muy longevo, capaz de vivir hasta 70 años, aunque en general estos no vivían más de 50 años, como demustran los fósiles. El perezoso terrestre gigante era un animal muy agresivo con otras especies, y hasta con la suya propia, de hecho había peleas por el territorio entre los machos. Se levantaban con las patas traseras y peleaban con sus enormes garras, mayores en los machos, además eran tan agresivos que si hay depredadores cerca los atacaba. Los animales norteamericanos solían defecar en cuevas. Los megaterios tenían una época de celo más bien corta, en este periodo, igual que en los elefantes actuales eran muy agresivos, y las peleas eran muy frecuentes. En el apareamiento, el hecho de poder ponerse a dos patas permitía que la hembra no cargara tanto peso durante este. Tras un periodo de gestación de aproximodamente un año y medio daban a luz a una cría que recién nacida pesaba 20 kg y medía 1 metro de largo. Solían nacer una o dos crías. Las madres se encargaban de las crías durante cinco años hasta tener el tamaño para no ser atacadas. En los megaterios de la gungla. Al nacer y posiblemente en la más temprana infancia eran arborícolas, manteníendose siempre cerca de su madre, incluso para beber agua o leche, que era muy nutritiva. Este proceso fortalecía sus extremidades para adoptar una posición erguida. Tras esto iba acompañado de su madre hasta los cinco años, mientras que los de las sabanas nacían, y a los dos días ya seguían a su madre, la cual les defendía de cualquier peligro, eran destetados a los tres años y a los cinco años las madres los abandonaban, pues ya tenían el tamaño suficiente para defenderse solos. La primera especie de megaterio fue Megatherium Altiplanicum, del Plioceno tardío de Colombia, este a su vez desciende del Promegatherium. Hace 1,5 millones de años el Megatherium ya se había extendido por toda suramérica y hace 1 millón de años colonizó norteamérica hasta Texas. Este animal, como el resto de la megafauna, desapareció en la extinción pleistocénica de los grandes mamíeros, aunque sobrevivió hasta hace por lo menos 8.000 años en la selva del Amazonas, posiblemente extinto por la caza, aunque sigue vivo, al menos como leyenda. En el Amazonas se cuentan leyendas de criaturas parecidas a este animal, además de muchos avistamientos sin confirmar, su existencia es posible debido a que su hábitat apenas cambio desde la supuesta fecha de extinción, y es posble que continúe vivo, pues el amazonas es un territorio muy grande y este animal es muy esquivo. Sería posible resucitar a este animal gracias a los restos fósiles encontrados y los excrementos en cuevas de Norteamérica. Una vez con su ADN extaído, haría falta un Nothrotheriops, pues todos los perezosos actaules son enanos en comparación, y una vez hecho esto, haría falta extraer el embrión aún en formación, pues el embrión superaría en tamaño a la madre en muy poco tiempo. Había muchas especies como el Megatherium americanum, pero había más: Megatherium altiplanicum, Megatherium tarijense, Megatherium medinae, Megatherium istilarti, Megatherium parodii, Megatherium sundti, Megatherium gallardoi y Megatherium larensis.Se cree que la gente encerraba a los megaterios por miedo a su gran tamaño y que de esa forma murieron de hambre.Eso explica que se hallan hallado tantos esqueletos en cuevas.
220px-Megatherium americanum Skeleton NHM.jpg

Éste es el esqueleto mejor preservaso de las especie.

Esta página utiliza contenido de Wikipedia (ver autores) con licencia Creative Commons. Smallwikipedialogo.png

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar